Inicio
 > Informes e investigaciones > Blog de TEC > Las necesidades exactas de los centros de servic...

Las necesidades exactas de los centros de servicio para la industria del metal

Escrito por: Predrag Jakovljevic
Publicado: noviembre 30 2005

Definición de las necesidades

Existe un mercado donde la gran mayoría de los productos de planificación de los recursos de la empresa (ERP) presentan un número de “defectos fatales”. Los centros de servicios para la industria del metal, que llevan a cabo operaciones como cortar, ranurar, pintar, galvanizar, adonizar, etc., y las operaciones de conversión relacionadas que pueden incluir papel, textiles, plásticos, etc., sufren de una ausencia de capacidades que “deben tener”. Tales omisiones impiden la operación de la empresa, y por lo general resultan en un completo fracaso. Para mayor información consulte Find the Software’s Fatal Flaws to Avoid Failure.

El presente artículo resaltará los requisitos y problemas a los que los usuarios prospecto de estas aplicaciones empresariales enfrentan.

Si no se tiene un amplio conocimiento de las operaciones de corte y del tratamiento de la superficie, los que no están familiarizados con el modus operandi de los centros del metal, pueden concluir rápidamente que los requisitos de la industria son muy básicos. Sin embargo, la naturaleza única de los productos de metal significa que la información del inventario es de suma importancia, y tan sólo aquellos con experiencia en las operaciones de los centros de servicio para la industria del metal entienden que por sus requisitos comerciales únicos demandan un software especial que pueda manejar y rastrear al mismo tiempo varios atributos y especificaciones de los artículos de inventario, tales como la hornada, la dimensión (largo, ancho, calibre ), forma, diámetro, figura, grado, dirección de fibras /textura, densidad y más. El sistema también puede estar disponible para registrar y evaluar información detallada de las propiedades físicas, químicas y metalúrgicas. También es de vital importancia poder rastrear el inventario en toda la cadena de suministro incluyendo el grupo, la hornada, la etiqueta y la certificación.

Algo más que tiene que haber es que los procesadores de metal y los centros de servicio necesitan ser capaces de rastrear el ancestro y la genealogía de una etiqueta de inventario desde el recibo de la orden de compra (PO) hasta la nota de entrega al cliente. Para tal empresa, es invaluable que se pueda introducir un número de etiqueta maestro o un número de hornada para una banda ancha o un atado de hojas, pipas o tubos, y ver cada una de las piezas que se produjeron del mismo, junto con el proceso que se llevó a cabo, con qué costo y los detalles acerca de quién compró la pieza, cuándo y a cuánto. La información de la ganancia (o pérdida) generada por dicha orden, parte o etiqueta también es muy importante.

Los productos que se hacen en estos sitios incluyen una gran variedad de hojas de metal, pipas, tubos y alambres que varían en cuanto al grado, tamaño y composición química. Además, hasta un 90 por ciento de los clientes que ordenan patrones puede variar de manera considerable. Por lo tanto el software que utilizó un centro de procesos del metal debe permitirle a la empresa usuaria manejar de manera eficaz y controlar el inventario, la producción efectiva del plan, llevar a cabo el control de calidad necesario, y darle seguimiento a todo el proceso desde el nivel del calor del acero que se utilizó para cumplir con los grados de los estándares nacionales para artículos como acero dulce, acero semiduro, acero inoxidable, aleaciones de aluminio, etc.

Estas compañías también requieren un software que pueda configurar rápidamente citas y órdenes basadas en las especificaciones exactas del cliente. Aún más importante que la gestión adecuada del inventario es que el sistema también debe ser capaz de reconocer que el inventario de la empresa es de dimensiones y fases múltiples. Cuando una compañía usuaria ofrece productos en distintas dimensiones de largo, ancho, grosor, diámetro, etc., la fórmula del software debe ser capaz de asegurar la valides de los artículos configurados, y proporcionar capacidades de asignación de precios convenientes que les permitan a los usuarios asociar los márgenes de ganancia con los materiales y la mano de obra, o el costo total de los artículos configurados.

Además, por lo general cada cliente quiere que se le facture en la unidad de medida (UOM) de su preferencia ya sea piezas, libras, peso en cientos, grupo, kilos, etc. Por consiguiente, el software debe ser capaz de convertir esto con base en las características del material incluyendo un peso o densidad específico.

Además, por lo general los clientes tendrán requisitos específicos de etiquetado y empaquetado y necesidades del manejo del material. Seguido, requerirán una certificación o material detallado, o los reportes de las pruebas de laminador (MTR) y si el la solución de software seleccionada no puede manejar este tipo de inventario y requisitos de gestión de documentos al mismo tiempo, el costo administrativo erosionará rápidamente el margen de las ganancias.

Otra característica que los centros de servicio para la industria del metal requieren es la habilidad de identificar la materia prima necesaria para cubrir cualquier orden del cliente. Para ello, una característica conocida como una vista sintáctica del producto debe permitir que las búsquedas de artículos sean efectivas a nivel de corte de una pieza, que muestren atributos eficaces para los usuarios, y que defina las características, tales como, calibre, ancho, largo, número de hornada, el programa, grosor, diámetro interno (ID) y diámetro externo (OD). También debe tener capacidades avanzadas de sorteo y filtro, y ser capaz de identificar una pieza exacta del inventario en segundos.

Cuando lo que hay en existencia no satisface los requisitos de una orden, los usuarios deben ser capaces de ver rápidamente qué material está en la orden y ver cuando llegó, y cuáles so los atributos y las especificaciones. En caso de que la empresa no almacene el artículo que el cliente está pidiendo, o si nunca antes ha comprado el artículo, el resultado de la compra debe manejarse rápidamente y sin interrumpir el flujo normal de una orden. Puede ser que estas compras sean enviadas directamente del proveedor al cliente final o a un subcontratista si está fuera de los servicios de valor agregado que se llevan a cabo.

Cómo se relacionan las necesidades de la industria del metal con las soluciones generales de planificación de los recursos de la empresa

Algunos podrían decir que las soluciones generales de planificación de los recursos de la empresa (ERP) ofrecen un método para determinar la disponibilidad del inventario; sin embargo, solamente algunos pocos seleccionados permiten que los atributos definidos por el usuario sean asociados y validados para cada producto y cada pieza en almacén dentro del inventario de tal artículo, y puede hacerlo sin perturbar la clasificación del artículo maestro.

La línea de productos de algunos clientes puede consistir en algunos miles de productos que entran dentro de dos categorías: Sub montajes (productos) 1) estándar, y 2) no estándar. Por ejemplo, el material estándar puede ser una banda ancha de aluminio que va desde las 42 pulgadas a las 60 en lo ancho y que pesa entre 2,000 a 10,000 libras. Cuando se le envía al cliente como un bien terminado, la banda ancha tiene que ranurar, limpiar, satinar, anodizar, teñir y sellar. Mientras que los productos estándares se fabrican y se colocan en el inventario para cubrir las demandas de las ventas futuras y contratos de clientes a largo plazo, los submontajes que no son estándar son más numerosos y se fabrican solamente cuando se recibe la orden del cliente. Tales órdenes no se colocan en el inventario, sino que ya sea que se envíen directamente al cliente cuando se complete el proceso.

Cada producto, ya sea estándar o no, tiene que medirse, empaquetarse y cumplir con las especificaciones del cliente a nivel de envío o de artículo de línea. Estas especificaciones pueden cambiar de una orden a otra, y se comunican con el piso de producción, para que se lleve a cabo la acción y la documentación adecuada. Varias veces, el cumplimiento de actividades específicas se tienen que certificar para el cliente. El proveedor (el centro del metal) tiene que acomodar las especificaciones del cliente sin requerir una nueva nomenclatura (BOM) o encaminamiento para la configuración de cada cliente nuevo. Por consiguiente, el tener un historial de costos y los datos de la asignación de costos disponible para la recuperación instantánea durante el proceso de entrada de la orden es crítico cuando se le atiende a un cliente por teléfono. Por ello, una interfase de usuario (UI) de pantalla para capturar los datos es preferible que una interfase de usuario rica en gráficas (GUI) que es de lo más elegante, quita tiempo y memoria.

De hecho, los BOM no siempre se requieren para las ordenes de los clientes personalizadas ya que el artículo de inicio y el final son el mismo en la mente del cliente. Como resultado, el sistema de software que utilizan los centros de servicio para la industria del metal tienen que ser capaces de seguir esta lógica. Tiene que ser flexible y acomodar de la manera que el usuario le asigne números a los artículos, tales como el grado del acero dulce, el grado del acero dulce de una hoja de tamaño estándar o el grado del acero dulce de una hoja de tamaño estándar que tiene una pulgada de grosor. Además, las variantes de los artículos finales se deben manejar bajo el mismo número de artículo, pero con una multiplicidad de variaciones que se enlistan como atributos.

Por lo general, un sistema ERP genérico no puede hacer tales acomodos. Requiere que cada orden (o aún peor, que cada orden de artículo de línea) sea tratada como un nuevo producto o número de artículo, creando un trabajo redundante y retrasos en la nomenclatura del artículo, dejando a los clientes y a los empleados de la empresa decepcionados. Como resultado, la fuerza de ventas de la empresa o el personal de envíos tiene que encontrar un número a través de una serie de números de artículos ilógicos, donde existen números de artículos redundantes para el mismo producto físico.

Por lo tanto, un software astuto para el centro del metal debe ser capaz de optimizar las operaciones de corte y minimizar el desperdicio. Una característica conocida como optimizador de la selección de material es útil para hacer un filtro previo del inventario cuyas propiedades físicas, químicas y de dimensiones no concuerdan con las especificaciones de la orden. Entonces, la orden actual se puede juntar con otras órdenes abiertas, inclusive si éstas son para diferentes clientes. El producto se puede producir del mismo conjunto de resultados del inventario. El hacer esto permite un diseño de corte óptimo para determinarse y minimiza los restos. Aunado a esto, el sistema debe ser capaz de optimizar la utilidad del inventario de las sobras y determinar si el desperdicio se puede volver a utilizar. Esto también se debe hacer en términos de UOM múltiples, hornada, grupo, rastreo serial y MTR. El staff de ventas debe ser capaz de ver cuándo y cuántas sobras se crearán, y esto necesita hacerse bajo el mismo número de artículo (pero con atributos de tamaño diferentes).

Los sistemas tradicionales de planificación de los recursos de fabricación (MRP) sólo ven la cantidad a la mano, la cantidad de la demanda y la cantidad de la orden, y son capaces de aconsejarle a los usuarios si es suficiente para cubrir la demanda del cliente. Pero, estos sistemas no pueden discernir si la cantidad total disponible en existencia cubre las especificaciones dimensionales del cliente.

Un módulo especializado de MRP para los centros del metal tiene que ser capaz de reconocer cuándo no se puede satisfacer la demanda actual por medio del inventario en existencia tomando en cuenta los asuntos dimensionales y debe incluir la demanda insatisfecha en los mensajes de orden. La información peculiar del inventario, y el cómo se utiliza para optimizar las operaciones, es "alabado" por la mayoría de los proveedores de soluciones generales de ERP. Por ejemplo, cuando una compañía de la industria del metal se acerca a un proveedor de ERP y le pregunta por soluciones para manejar precios bajos de sobras y desperdicios, se encuentra con que menos de un 50 por ciento de funciones listas para utilizarse, y un campo de acción horrendo como resultado de las adaptaciones del sistema.

Otros requisitos

Así mismo, la recolección de datos de la tienda requiere un punto de entrada sencillo para la captura de datos y los productos ERP astutos deben ser capaces de soportar las siguientes capacidades de la industria del metal:

  1. Proporcionar la localización, hornada, tamaño y cantidad de material para sacar del inventario.

  2. Mostrar el producto final, los desperdicios y las sobras que se esperan producir.

  3. Permitir que un empleado registre los productos que realmente se produjeron y registrar el tiempo que se llevó el producirlos.

A pesar de que a estas tres capacidades las pueden soportar varios productos de ERP genéricos, para que se puedan comunicar fechas de entrega exactas (y mantener a los clientes felices) el sistema debe mostrar información actualizada acerca del inventario disponible, del inventario en tránsito, de ordenes que se vuelven a abastecer, programas de fabricación, y plazos, todo esto tomando en cuenta los atributos del artículo. Las soluciones de distribución para el envío y recepción, deben permitirles a los usuarios definir carreras, métodos de envío, tarifas de transporte y encaminamientos del cliente. Además, estas soluciones deben crear fácilmente una interfaz con un software de envío y manifiesto de terceros (por ejemplo Kewill’s Clippership). Además, la funcionalidad de radio frecuencia y código de barras debe proporcionar las siguientes transacciones para una recolección de datos sencilla: Que el inventario se mueva dentro de una facilidad, etiquetas impresas de localización, envío, movimiento de inventario, inventario físico, y el computo del ciclo.

Un vendedor que cubre las necesidades de los centros de servicio para la industria del metal es Verticent, que ha desarrollado alianzas y sociedades con proveedores de soluciones complementarias. Verticent también reconoce las necesidad de algunos centros del metal por sistemas de gestión de yardas (YMS) y la programación del itinerario y las capacidades de optimización y la lluvia de ideas actual sobre si desarrollar esto de manera interna u optar por una alianza.

Recapitulando, los proveedores de ERP general que son compañías viables con un producto sólido, por lo general no cumplen con los requisitos de las propiedades químicas y físicas y con las dimensiones del inventario que son vitales para los centros de servicio para la industria del metal. Por otro lado, varios proveedores de soluciones específicas para la industria del metal, como los productos de Enmark Systems, Invera, Compusource Corporation, STEELMAN Software, Axis Computer Systems y hasta cierto grado SYSPRO, y SoftBrand’s evolution o Exact Software JobBOSS pueden ciertamente abarcar algunas de las complejidades de la industria.

Recomendaciones para el usuario

Para determinar si una solución ERP le da servicio a las necesidades de los centros del metal, uno debe preguntarse si la solución puede comparar de manera automática las especificaciones como ancho, largo, calibre, y las propiedades físicas y químicas del inventario disponible contra las especificaciones de la orden del cliente y mostrar qué piezas del inventario cubren con las especificaciones del cliente y cuáles no. Es muy probable que esto sea uno de las primeras barreras para varios de los proveedores de ERP genérico.

 
comments powered by Disqus

Búsquedas recientes:
A B C D E F G H I J K L M N O P Q R S T U V W X Y Z Others